lunes, 31 de agosto de 2015

PEZZI CERETO

Dudar de Rafa Nadal solo se le ocurre a un político andaluz y, a más señas socialista. Se llama, o eso dice él, Manuel Pezzi Cereto. El político no estaba conforme con la no participación del balear en la última eliminatoria de Copa Davis disputada por España y, aprovechando un anuncio de ropa interior de nuestro tenista más laureado, le soltó una fresca. Luego, con la cobardía que caracteriza a los de la secta del capullo, rectificó diciendo que respeta a todos los deportistas españoles pero que en Vladivostok tenían que haber estado los mejores. Y la verdad, tiene toda la razón.

En el deporte, como en todas las facetas de la vida, deben ser los dotados los que lideren. Nadal, al que debían de poner una estatua en cada urbe española, ha ganado todo lo que se podía ganar. En cambio Pezzi Cereto es un político de vuelos gallináceos que ha comandado la peor educación que existe en el viejo continente- no lo digo yo sino la Unión Europea-  la andaluza. Que sepamos, la única modalidad deportiva en la que destacaba Manuel Pezzi era en las canicas, y no porque ganaba los campeonatos escolares de su pueblo sino porque tenía la habilidad de robarle las bolas a su contrincantes. Háganse cargo, socialista andaluz y con eso está dicho todo. El delegado de La Garduña, en el parlamento nacional, era un desconocido hasta ayer para no iniciados en los temas andaluces y, mañana por la mañana seguirá siendo un Don nadie que ni sabe de deportes, ni de economía, ni de política, ni de nada. Es, por decirlo de una forma contundente, uno de las peores zambombas de la cámara frente al mejor violonchelista que jamás tuvimos en el deporte español; Rafael Nadal.

Sí a las competiciones hemos de mandar a los buenos y, a los Pezzi Cereto, malísimos de solemnidad, al sanatorio mental de donde se escaparon. Una vez encerrados allí, hemos de tirar la llave al fondo del mar para que nunca vuelvan a señorear sus estúpidos rostros por la viaje piel de toro. Y es que, además de locos peligrosos, la inteligencia de esta turba no superar ni a la de la configuración crustácea de una langosta.  Dudar de Nadal; la madre que lo parió. 


Sergio Calle Llorens

domingo, 30 de agosto de 2015

HUNDIDOS

Me pasa un amigo la columna de José María De Loma sobre el Skyline de Málaga y, puedo concluir que leo el Palique y también vomito. Al parecer,  al patético turiferario, la noria le parece de pueblo y, sus cabinas solo sirven para el morreo de parejas o, para las prácticas onanistas en una ciudad que el pagafantas declara dormida. En realidad, que alguien de la hoja parroquial del PSOE  hable mal de algo, nos debería servir para convencernos de que la Capital de la Costa del Sol ha elegido el camino correcto. Y es que ya no hay vuelta atrás porque nunca seremos aquello que quiere el socialismo andaluz; provincia de nadie.  Por tanto, dejemos que los medios de comunicación extranjeros califiquen a Málaga como la nueva Barcelona. Permitamos que la prensa internacional hable de la ciudad como el tercer destino urbano de España. Disfrutemos con los logros de los malagueños y, abandonemos a La Opinión con sus 2000 diarios vendidos. De Loma, después de todo, es un pobre animal enlomado por la rabia y el odio. Rebuznos que son música para nuestros oídos. Baladas de una tonada para que baile agarradito a Conejo y Heredia. Pues que sigan danzando hasta el final de las subvenciones de la Junta.

El segundo tema a tratar es la defunción del PA.  Y mientras lo hago escucho de fondo la marcha fúnebre de Mozart. Música divina a mis oídos. Marcha que acompaña el féretro verdiblanco por las calles de la taifa del sur. Los imagino entrando con la cajita en un pequeño barco al que empujan al mediterráneo. Esa patria salada cuyas olas jamás tuvieron nada que ver con los delirios del zumbado de Blas Infante. Evidentemente, en la embarcación, que pronto será pecio en el fondo de la mar, no hay una orquesta como la del Titanic. Para eso haría falta valentía. La misma de la que carecen los del coñazo identitario.

Se va hundiendo lentamente la nave  tal y como predije hace muchos años.  De pronto, me viene a la mente el viaje de Rojas Marcos y Luís Uruñuela a la Libia de Gadafi- otro muerto-  y me asaltan los discursos más grotescos. Un mundo, se mundo, dominado por las formas simiescas de una simplicidad inenarrable. Se hunde el barco andalucista, sí, y la mar, que hace una compañía constante pero que nunca perdona, se cobra la pieza.  El navío deja 11 millones de pérdidas y, a nadie parece importarle. Da igual, por fin se ha superado ese infantil tartamudeo tan comarca y tan andaluz. Hemos vencido al andalucismo y por el periscopio vemos la inclinación definitiva de la embarcación. Y en estas que el cielo de la bahía de Málaga parece más azul, más límpido y espectacular. Una luz dominical que busca septiembre henchida de felicidad y solo rota por un grito unánime; hundidos por fin.  Les dejo que he de enfriar el Moscatel. 


Sergio Calle Llorens

miércoles, 26 de agosto de 2015

CATALUÑA NO SERÁ INDEPENDIENTE


No paran de llegarnos buenas noticias; la primera es que las provincias del sur ya superan a Cataluña en el número de patentes. La segunda es que esos mismos territorios también han superado al Principado en la venta de comida y bebida. La tercera buena nueva es que la ANC ya ha pagado sus impuestos al fisco español. De toda esta información se deduce, al margen de que la crisis ya ha quedado atrás, que la Asamblea Nacional Catalana “se ha blindado para los próximos cuatro años” lo que desdice, y de forma contundente, que Cataluña vaya a ser independiente de nada.
Seamos claros; Cataluña es un destino universal vinculado a todas las derrotas posibles. Es como si sus dirigentes se empeñasen en viajar siempre en el avión de los Kennedy. Precisamente porque un cosa es organizar gymkanas en la diagonal y otra, bien distinta, pagar el precio de derrotar a la Unión Europea que es un club de Estados- Nación. Mas ha engañado a todos, especialmente al hombre de la mirada inquietante. Ese gordinflón cuyo apellido suena a paso fronteriza porque nunca deja pasar la inteligencia. Con todo, el Presidente de la Generalitat gana tiempo para ser presidente porque sabe, y lo saben todos, que las urnas no les van a regalar mayoría ninguna.
Seamos precisos; organizar una marcha el 11 de septiembre- otra data de derrota- para dividirla de la forma que ilustra la foto que acompaña este artículo, debe de ser algún vestigio de la selva virgen. Empezando por los apagafuegos que irán en el desfile carnavalesco porque, que sepamos, lo bomberos toreros no están excluidos. Tampoco se especifica si los bomberos de calendario estarán juntos o, no lo descarten, en compañía del colectivo gay. De éstos, tampoco se nos ha aclarado si comandarán la pancarta los honrados come-almohadas o los llamados “taladros”. Y el colectivo de sordos podría abrir la marcha con los  usuarios de audífonos caros. Nadie quiere desmentir nada. En cuanto a los Nuevos Catalanes, parece que van a pedir que los marines que impidieron una tragedia en un tren europeo, se les deniegue la entrada a la república bananera de Cataluña. Petición que será apoyada por el sector de catalanes en el mundo si los moros, africanos e hindúes- eso es Nou Catalans- corresponden negando la nacionalidad catalana a los descendientes de los fascistas imperialistas americanos que dieron la del pulpo al barbudo marroquí.
Concluyamos; La España del 78 tuvo un hijo al que pusieron democracia y ésta- que nos salió algo ligera de cascos- dio a luz a un aborto llamado autonomías. Lo que no esperaba a nadie es que la nieta se dedicara, y con todo entusiasmo, al mundo del circo.

Sergio Calle Llorens

martes, 25 de agosto de 2015

EL TRIANGULO DEL SILENCIO


Solo hay algo mejor que tener un barco; tener un amigo con barco lo suficientemente generoso para que te invite a navegar por el mediterráneo. En verdad no creo que nadie le encuentre defecto a este razonamiento. A cada invitación, el corazón se me acelera y me siento como un chiquillo con zapatos nuevos al ver como el amarre se separa del noray. Entonces la aventura comienza y ésta, lo juro, me parecerá siempre un encuentro con lo paranormal.
Recorremos muchas millas náuticas para arribar algo más allá del Peñón de Es Vendranell, cerca de Ibiza en un atardecer rojito con pequeños luceros despuntando en el cielo. Allí anclamos para contemplar esa roca vertical que se eleva a 382 metros. La idea es degustar una maravillosa cena con langostas y otros frutos de la mar y todo regado con un buen vino del Penedés. De nuestra cocina solo me permito decir una cosa; que ha tenido los mismos admiradores fuera de España que dentro. Es la nuestra, por decirlo de una manera gráfica, una forma de entender la alegría de vivir.  Hablamos de las diferentes formas que tenemos en la ribera mediterránea de cocinar el pescado. Yo trato de guardar todo en mi mente pues, al final y al cabo, mi trabajo consiste en alabar todo lo noble que se hace grande en este mundo. Estoy convencido de que la mejor forma de conocer a un cocinero es saber a qué móvil atribuye las querencias culinarias de los invitados. En cualquier caso, corre el vino de forma efectiva pero, lo juro, no hasta el punto de tener alucinaciones. Vemos como una luz gigantesca proviene del fondo del mar e ilumina el casco del barco. De pronto, Juan dice que los instrumentos de navegación se han vuelto locos. Nuria, para terminar de arreglar la cosa, nos cuenta que desde esas el Peñón de Ifach en Alicante hasta la costa suroeste de Mallorca se la conoce como el Triangulo del Silencio. Una zona marcada en rojo por los amantes de lo oculto. Huelga decir que tras sus palabras deviene un mutismo absoluto. Nos hemos vuelto todos afónicos de pronto. Una afonía que apenas es rota por extraños sonidos que amenazan desde el fondo del mar.
Las agujas siguen moviéndose sin control, las langostas continúan mirándonos desde la mesa de la cubierta y, para empeorarlo todo, llega la noche y con ella unas bizarras luces en la bóveda celestial. Alberto dice que los lugareños cuentan muchas historias de ese triangulo maldito y, Juan comienza a maldecir nuestra presencia en ese punto marino.  Esta noche no habrá relatos de buques fantasmas ni de naufragios malditos mientras miramos las estrellas del cielo. Sencillamente sentimos un miedo intenso que nos paraliza. Hay algo abajo en el océano que produce notas musicales ajenas al entendimiento. Hay tonalidades lumínicas prendidas en el cielo que se mueven con una velocidad insultante. Se nos han parado los relojes. No funcionan los móviles y hasta las velas del barco parecen estar en alerta máxima. Súbitamente, aquello se detiene.
Volvemos a la cena mientras elevamos al cielo algunas oraciones olvidadas. Seguimos asustados en la inmensidad de ese mar sabio y peligroso que, afortunadamente, está ahora calmado.  Manducamos pero con un ojo en el cielo. Comemos pero con las dos orejas escrutando el lenguaje del mar. De pronto, esas luces vuelven a aparecer tras el islote. Creo oír voces desconocidas que llegan de ese islote maldito de Es Vedrá. Sentimos pánico a lo desconocido; ¿qué son aquellas luminarias? ¿Qué extraña actividad tiene lugar en el fondo del mar? ¿Y esas voces? Preguntas que no van a obtener respuesta en una madrugada llena de sobresaltos, miedo y en la que no pega ojo nadie. Solo al amanecer nos sentimos con fuerzas de proseguir con la navegación dejando atrás el misterioso Triangulo del Silencio. Recuerdo que al volverme, en las islas del Poniente volví a escuchar un eco extraño que estuvo a punto de amargarme unas vistas extraordinarias. A día de hoy, todavía no sé si quiero volver a navegar cerca de esos islotes. La mar sigue estando llena de secretos.

Sergio Calle Llorens

sábado, 22 de agosto de 2015

EL ANTISEMITISMO


Seamos serios; en España los judíos, los que tenemos sangre hebrea y los amigos de los israelitas solo quedamos bien en los campos de exterminio de Hitler. La cosa es bien simple, décadas de propaganda antijudía en la gran mayoría de medios de comunicación han contribuido a este despropósito. Lo del boicot a un cantante norteamericano al que se le obligaba a condenar a la única democracia en Oriente Medio; la israelí, no es sino el último episodio de un antisemitismo atroz.
Cómo no recordar todos los editoriales de RTVE sobre el conflicto palestino. Cómo no traer a la mente aquella ocasión que la tele de todos censuró un documental sobre Jerusalén por no mostrar, argumentaban las bestias, la verdadera imagen del sufrimiento árabe. Cómo no traer a colación los miles de seguidores del Real Madrid pidiendo la cámara de gas, y el resto callando, para los jugadores del Maccabbi en la final que perdieron hace dos temporadas. Cómo pasar por alto la Marcha del Orgullo Gay que vetó una carroza por ser de Israel. Cómo no repasar las justificaciones de todos los gurús de izquierda ante los “ chistes de Zapata “ que se mofaban del holocausto Por cierto, sigue siendo concejal de  ese Madrid que es la madre de todas las Españas. El contexto y tal pero, la verdad es una trama en la que se odia a los judíos con todas las fuerzas.
El judío como justificación ante todos los males. El hebreo como responsable de toda y cada una de las plagas. El pueblo elegido para aborrecer a cada paso. La nación a la que exterminar aunque sea la única judía en todo el planeta. Ese Alberto Garzón justificando el boicot enlaza con las juventudes Hitlerianas. Ese Pablito Iglesias a cuyos programas de la Tuerka son financiados por el país de las Ayatolás que cuelgan a los homosexuales que, por cierto, viven con todos los derechos en Israel. Y todo gracias a la cobardía de millones de españoles que han callado siempre ante la ola de antisemistismo que nos rodea.
Estoy convencido de que dentro del alma española se esconde un Torquemada potencial que, ya sea porque alabas un día lo que ellos odian, son capaces de convertirse en Santos Inquisidores  con tal de eliminarnos. Lo he dicho en todos los foros en los que he podido participar; el español lleva en la sangre un gen de odio africano. Un ADN que puede llevarnos a un nuevo precipicio.
Finalmente voy a compartir una experiencia reciente que avala, aunque sea en parte, lo que aquí les dejo escrito. Acababa de colgar la noticia de que Málaga había perdido el 65% del personal sanitario en 10 años. Y un discrepante hizo mofas con la noticia e incluso me dijo que dijo que en Marbella yo asistía a una clínica llamada Joseph Mengele. Y saben, aunque el comentario lo firmaba alguien con menos talento que una garrapata, no hubo nadie que le afeara el comentario. Dicho de otra manera, el Santo Oficio ha vuelto porque los españoles llevan muchos años instalados en una cobardía indecente. Por ello, si vinieran otra vez a por nosotros, callarían como putas. Y es que ya sea por liberales, hebreos o por discrepantes, solo quedamos bien en el fusilamiento de Torrijos pintado excelentemente por Gisbert, o camino del matadero. Pues muchas gracias a todos.

Sergio Calle Llorens

UNA ESTATUA


 
No creo equivocarme al afirmar que de la Torre es, pese a sus fragrantes errores, el mejor político que ha tenido Málaga desde Cánovas del Castillo. Un hombre incansable en la defensa de los intereses de su ciudad. Un político que ha sabido doblarle la mano a la Junta de Andalucía. Un regidor capaz de revolucionar la Capital de la Costa del Sol con una política turística y museística sin parangón. Un maestro de la letra pequeña que ha llevado a esta tierra a tirar del carro de la provincia que más aporta a la terrible taifa andaluza. Y como buen malagueño ha sido capaz de enfrentarse a su propio partido cuando éste, con mala saña, ha puesto piedras en el desarrollo de la urbe mediterránea. Nada que ver, por tanto, con el sumiso Aparicio que destrozó todo aquello que tocó y que calló siempre. Málaga debería hacerle a Don F Francisco una estatua y colocarla en calle Larios.
Hombre elegante y laborioso ha sido capaz de traer a Málaga un Carmen Thyssen y un Centro Pompidou y, de paso, humillar al inepto de Zoido al que siempre se le ha ido la fuerza por la boca. Y como el sevillano iba de derrota en derrota, afirmaba que Málaga no era una gran ciudad sino una ciudad grande. Desconocía el gurrumino que hay otra forma de trabajar alejada de sus  límites mentales. Ayer mismo conocíamos que la provincia de Málaga es la tercera de España en la que más de gastan los turistas tras Barcelona y Baleares, el nuevo alcalde de Sevilla daba una entrevista en la que apostaba por el eje Sevilla- Málaga. Es increíble ver ahora al señor Espada llamando a la puerta a ver si le llueven cruceristas y algunos turistas más. Es significativo que quiera aprovechar el trabajo de otros para sacar pecho ante los suyos. Tal vez, digo tal vez, el señor Espadas podría comenzar a trabajar de una puñetera vez en este cuento en el que él es la cigarra y de la Torre la hormiga.
Huelga decir que Espada quiere nuestra cena, la merienda y, si es posible el desayuno malagueño, sin renunciar a la lluvia de millones que supone la ley de capitalidad de Andalucía. En esto, voy a recuperar una frase impagable del alcalde malagueño; “Málaga hizo un mal negocio uniéndose a Andalucía. Nos habría ido mejor solos”. Y no crean que esa opinión es minoritaria.  El socialista sigue sin entender que muchos queremos que todos los españoles seamos iguales ante la ley y no aceptamos hechos diferenciales basadas en una ley de capitalidad absurda
De la torre es un miura ya sea negociando con Juan Cassa o con el desnortado Espadas y, aunque ya va de retirada, demuestra una inteligencia de la que los otros carecen. En realidad, me recuerda a un jugador de cartas con las cartas marcadas por trabajo, constancia y prudencia. Un Ferrari  que tuvo a todos los mecánicos de la escudería en contra pero que ganó todas las carreras. Un caballero que sabe que el eje que le interesa a Málaga es el mediterráneo y no el andaluz. Lo dicho; una estatua a de la Torre y que sea pronto.
Coda; Señor Espadas, llevamos más de 30 años tirando del carro y ustedes le iban quitando las ruedas. No queremos pertenecer al eje del mal.

Sergio Calle Llorens

viernes, 21 de agosto de 2015

MÁLAGA-COSTA DEL GOLF


Me invitan a jugar al golf en un campo cercano a casa. Y allí acudo a disputar un simulacro de competición con un familiar muy aficionado a esta modalidad deportiva que, me digo, no debe de ser muy difícil. Al fin y al cabo usar un palo para meter cosas en un agujero no se me da mal del todo. En la provincia de Málaga tenemos 55 campos de golf con un impacto económico anual de más de 1000 millones de euros. El resto de provincias sureñas no son rivales pues la segunda que tiene más campos de golf es Cádiz con 22,. El resto de campos se reparten de la siguiente forma; Huelva 10,  Almería 9, Sevilla 6 , Granada 3 y Jaén 1. Ni siquiera la Costa Blanca con 22 campos o la Costa Brava con 18 son rivales para Málaga pero, por supuesto, la Zorra de Andalucía llama a este enclave malagueño; Andalucía Costa del Golf.  Afortunadamente, la Diputación malagueña sigue sin cambiar su eslogan de Málaga- Costa del Golf. Más que nada porque lo que es nuestro es nuestro. Y ya va siendo hora de que se enteren.
Lo curioso de este deporte es que es el único que no tienes al rival enfrente y eso, digo yo, facilita el hacer negocios y las amistades aunque te estén machacando en el plano competitivo. Mi pariente es profesor de filosofía y, mientras me humilla, diserta sobre Santo Tomás de Aquino. Ese gran hombre que durante el siglo XIII buscó reconciliar la filosofía aristotélica utilizando tanto la razón como la fe en el estudio de la metafísica, filosofía moral y la religión. Le recuerdo que el personaje aceptaba la existencia de Dios como una cuestión de fe pero propuso cinco pruebas de la existencia del todopoderoso creador. Y para pruebas la que yo tenía delante embocando hoyos y más hoyos con muy poco acierto. En cualquier caso, yo soy muy de Platón cuando afirmaba que el verdadero conocimiento humano se obtiene directamente del mundo espiritual, sin mediadores, sin iglesias y sin misas. Eso que los antiguos llamaban gnosis. Con ello, aunque de forma educada, le digo a mi allegado que se puede meter a Santo Tomás por donde le quepa.  Después de todo, los dominicos eran defensores de la Teología de Aquino inspirada en Aristóteles y enemigos de todo lo que significaba rescatar a Platón del olvido. Dominicos tomistas que a un servidor le han olido siempre a azufre.  Si mal no recuerdo, le digo, existe en los Uffizi de Florencia un busto de Platón atribuido al escultor griego Silanión que fue el único que retrató en vida al filósofo por orden del Rey Mitríades en el 325 A.C. Es muy probable que el busto florentino sea una copa ya que, en efecto, presenta una asombrosa similitud con el apóstol Simón en la última cena. A estas alturas de la competición mi atención se fijaba en los veleros que navegaban en el mediterráneo. La partida, obviamente, estaba más que perdida.
Ya en el bar me comenta mi compinche que la tortilla de patatas que degustamos fue creada por el cocinero del General Carlista Zumalacárregui. La mañana va de reaccionarios pero, la tapa está realmente buena acompañada por una cerveza bien fría y sigo como si nada. La barra del bar es como el golf; el acompañante a tu lado pero con más cháchara y todo mucho más barato. A nuestro lado se sienta un matrimonio inglés que  se decanta por una de calamares.  Su presencia le recuerda a mi familiar el libro que está leyendo; De secretis et naturae operibus del monje inglés Fray Roger Bacon. Un célebre inventor y acusado de herejía por el Santo Oficio.  Una obra que recoge diez maneras diferentes de esconder un mensaje en una obra de arte. Creo recordar que existe una copia del manuscrito en la biblioteca de Santa María delle Grazie de Milán donde está il Cenacolo de Da Vinci. Un libro cuyas enseñanzas debería aplicar para no molestar a nadie en la jodida Andalucía. Después de todo, escribir de forma criptográfica debe de ser mucho más fácil que introducir la bolita en el dichoso hoyo. Y en estas que nos fuimos a dar un baño en la patria salada donde nació la madre de todas las filosofías.

Sergio Calle Llorens

jueves, 20 de agosto de 2015

EL RINCÓN DE LA VICTORIA


La noche avanza hacia nosotros lentamente  cubriendo de púrpura mi atalaya mediterránea. La luz disolviéndose y ese crucero que, a pocas millas de la orilla, navega en un mediterráneo calmado. En el otro extremo, dos veleros buscan puerto. La verdad es que la situación de los vientos es compleja, con régimen de levante en la ciudad, pero de repente en el mar gira y cambia en sentido en la Bahía de Málaga. Oigo las voces de algunos chiquillos que continúan jugando en la playa aterciopelada. Arriba un cielo bermejo que lo abarca todo. Como el hambre ruge en mis tripas, decido degustar una fritura malagueña acompañado de un vino blanco bien frío. Como siempre digo; no hay nada como el vino corriendo por  mis venas. Gasolina que alimenta mi mente creativa.
El Rincón de la Victoria es un lugar extraordinario para pasear junto a la patria salada, El enclave que me apasiona para perderme para siempre. Un refugio de paz cuyos acantilados del Cantal me permiten hacer volar la imaginación. No hay día que no encuentre placer al bajar a los túneles que unen la localidad con la Cala del Moral . Allí  los muchachos están dominando el arte de esas mágicas jábegas de origen fenicio a las que escribo unos modestos versos en el cuaderno que, como ahora en el restaurante,  casi siempre me acompaña;

Quisiera ser yo marengo
Para cantarte un jabegote
Y que mi amor no se agote

A esa embarcación llamada jábega
Que navega en el mediterráneo azul
 Admirada hasta en la bella Noruega

Paséame sin pausa barquito
que  soy miembro honorario
De la orden del naufragio

Y en levantando la vista tras pelearme con las rimas, oigo un silencio contumaz en la terraza que da al mar. Todos absortos de esa espuma blanca que se formaba con las palas de esos lugareños. La voz del mandaor que va marcando el ritmo y nosotros ,los comensales, podemos sentir el esfuerzo de los valientes en una lucha contra las olas. Allí fascinados por el espectáculo siento toda la admiración por una tradición ancestral que mide fuerzas en la liga de jábegas. Una competición que es una parábola de la vida ya que, por más que nos esforcemos, al final son siempre los elementos los que terminan ganando la guerra definitiva. Junto a esta atalaya divina llamada Rincón de la Victoria se nos desvela un arcano singular; somos el Rincón de la Derrota.

Sergio Calle Llorens

miércoles, 19 de agosto de 2015

DE BRAGAS


El término bragas es probablemente una voz de origen germánico que se daba en el ámbito latino-celta. La primera braga viene del latín (braca) y se refería a una especie de prenda femenina. Tal vez del griego braquis que significa pequeño. La segunda braga era un cordel que sujeta algo en el aire.  Según el DRAE, esta briaga proviene de ebricus (borracho, ebrio). Ambas definiciones, suponemos, son las que tenía en mente la concejala de fiestas de la capital de la Costa del Sol cuando afirmó que en la fiesta de Málaga hay mujeres que van con las bragas en la mano. Y hoy, precisamente voy a darles mi opinión al respecto de toda la polvareda que se ha levantado en toda España con las polémicas declaraciones de la Señora Porras a la que no voy a mandar a la porra.
Yo ya he explicado muchas veces que no soy  muy feriante pero, cuando voy a un espectáculo, cualquiera, tengo una actitud positiva y trato siempre de pasarlo bien. La de Málaga es un continuo descontrol junto al mar. Unos festejos abiertos donde no hay que ser amigo de nadie para disfrutar en una caseta o al aire libre. Algo que no ocurre en otras fiestas de Andalucía. Hay música, espectáculos, bailes, rock, malagueñas, rumbas, alcohol y mucho sexo. Seamos justos. La concejala se refería a la falta de civismo de algunas personas y, nunca, quiso decir nada sobre la violencia de género. La oposición, una vez más, hace el ridículo ante una política del PP que no es nada inteligente. Dicho lo cual, quiero añadir que estamos en el mediterráneo donde las costumbres sexuales, incluso en el Franquismo, han sido mucho más relajadas. El bendito Torremolinos y la maravillosa Marbella ayudaron lo suyo. Dicho de otra forma, en Málaga la gente ha disfrutado desde siempre más de la coyunda que los naturales de Guarromán o de Bollullos del Condado.
En cualquier caso, que la polémica haya valido para que los telediarios de toda España-incluidos los de la patética Mediaset- abran con esa noticia es, de todo, menos mala. Es más, puedo imaginar a toda una pandilla de hombres desesperados que, hartos de mirarse el ombligo, deciden darse una escapadita a Málaga a ver si pillan algo de una puñetera vez. Que hablan de uno, aunque sea para ponerte a parir, es algo grandioso.  Esta vez no ha sido una violación inventada sino la imagen de chicas jóvenes con pechos turgentes y bragas en la mano lo que ha llegado a la mente del macho ibérico español. Ha sido una publicidad impagable de aquellos que se tiran de los pelos por las declaraciones de Porras pero luego, con un par, admiten que las feministas protesten con las tetas al aire en los centros religiosos cristianos. Los mismos que hacen los compungidos por las muertes de la violencia doméstica pero, no alzaron ni una sola voz para recurrir los más de veinte indultos de Zapatero a maltratadores.
Así que una vez más he de ir contracorriente al no sumarme al intento de linchamiento de la concejala malagueña. Por eso, voy a beberme un moscatel bien frío a la salud por la publicidad gratuita que nos ha dado.  Y es que con el desprecio de los habitantes de Antena 3 no nos llegaba.

Sergio Calle Llorens

viernes, 14 de agosto de 2015

¿PROVINCIANOS?


La marca Andalucía es ese  gordinflón que les quita la merienda a los niños de primero. La marca Andalucía es la artillería de los incompetentes. La marca Andalucía es una piara de cerdos que no para de comerse las bellotas de los otros campos. Seamos claros;  la marca Andalucía no es respetada ni dentro ni fuera.  La he sufrido  durante tantos años que soy capaz de profetizar lo que nos quiere quitar la autonomía andaluza. Y si no me creen, lean la entrada anterior. Iba del aeropuerto malagueño, líder en pasajeros siempre, y al consejero de turismo andaluz, no ha tardado ni un día, le traicionó el subconsciente afirmando  que había pedido a AENA una ordenación regional en todos los aeropuertos andaluces. Dicho de otra manera, no puede tolerar que el Málaga- Costa del Sol siga liderando el asunto. Y claro, como había periodistas de este lado del mediterráneo, pues tuvo que matizar diciendo aquello que nuestro aeropuerto es el buque insignia-que ellos quieren hundir- . El asunto tiene su miga porque, viendo que el número de cruceristas no deja de crecer en Málaga, el PSOE ha creado la Marca Andalucía para cruceros y volverse a comer los huevos de la gallina de oro.
La marca Málaga- Costa del Sol está, en comparación con la andaluza, completamente consolidada en todo el mundo. Y sí, se basa en Costa y en sol pero no es menos cierto que también hay cultura y que los museos malagueños son, a pesar de los andaluces del régimen, los primeros de la taifa. Habría que preguntarse el por qué Cádiz, Almería y Huelva que también tienen playas y Lorenzo, no alcanzan los resultados de Málaga donde se crean una de cada tres empresas andaluzas. Y no lo digo yo, sino el observatorio económico de Andalucía.
En cualquier sitio normal, y eso no se puede aplicar al sur de España, cualquier político inteligente estaría luchando para que la marca que funciona Málaga- Costa del Sol- tuviese todo el apoyo de las instituciones. En cambio, aquí tenemos al enemigo en casa que, al margen de estar todo el día haciendo la puñeta, boicotean cualquier cosa que tenga que ver con nuestros intereses. En este punto, les recomiendo el capítulo de mi libro; “Andalucía Fenómenos Para Anormales”, que versa sobre cómo la Junta dinamito que Eurodisney se estableciera en la Costa del Sol. Les aseguro que, tras la lectura,  tendrán unas ganas locas de quemar banderas andaluzas.
Que el señor consejero andaluz, Francisco Javier Fernández pida lo que le venga en gana porque, ya les digo yo, no va a conseguir nada. La gente seguirá volando a Málaga y punto. En cualquier caso, dejemos a los andaluces creyentes pensando que todo lo bueno que aquí acontece tiene que ver con el dinero inglés o alemán que nosotros, tras superar en todo a Andalucía, hemos de enfilar a las otras ciudades mediterráneas como Alicante, Valencia y Barcelona. Ese arco donde debe estar la verdadera vocación de Málaga pero, no por provincianos, sino por  provincialistas que gritamos; “Solo Málaga; Comunidad Autónoma".

Sergio Calle Llorens

jueves, 13 de agosto de 2015

¡COLLONS DE DÉU!


Unos mensajes en las redes sociales y me ha vuelto a sobrevenir una tormenta. En ellos destacaba  el potencial  económico de Málaga lo que ha sido interpretado por un ataque a otras ciudades.  Fíjense que cuando digo que la provincia está a la cabeza del consumo de estupefacientes todos aplauden con gran regocijo. Ahora bien, si hablo bien de los míos se arma la de San Quintín.  Ocurrió esta mañana y he recibido 650 mensajes privados afeándome la cosa y 123 insultos. Y digo y que si los andaluces, vaya usted a saber lo que es eso, no quieren a los malagueños pues la cosa es bien simple; concedan la libertad a estas tierras levantiscas y no vuelvan a pisar nuestras playas.
De igual forma que empecé a escribir sobre la corrupción andaluza en la taifa del sur motivado, me duele la mano de explicarlo, porque casi ninguna pluma se ocupaba de ello, si dedico alabanzas a Málaga es porque ningún medio andaluz de fuera lo hace. Y no digamos ya la RTVA. Les pondré un ejemplo;  el aeropuerto de Málaga- Costa del Sol ha recibido la friolera de 1.705.182 pasajeros en el mes de Julio y el de Córdoba 550, Canal Sur habla de los magníficos datos registrados en los aeródromos andaluces pero, ya les digo, sin mencionar el mío. Dicho de otra manera, si ellos hicieran bien su trabajo, yo no andaría por la red presumiendo de datos económicos. Además, lo normal es siendo malagueño es que ponga en valor las cosas de casa aunque, visto lo visto, me iría mucho mejor escribiendo sobre el futuro turístico de Guarromán.  
Curiosamente, y por estas mismas fechas el año pasado, recibí un aluvión de críticas de mis paisanos por escribir mal sobre la Feria de Málaga y, por rellenar algunas cuartillas con textos en la lengua de Pla. Un atentando, según mis simpáticos paisanos, a la buena esencia del ser malagueño. Tampoco me pregunte usted qué coño es eso.  

 Es verdad que nunca he estado suficientemente engañado en  relación a estas cosas. Mi triste escepticismo me hace abrazar todo tipo de catástrofes. Nadie me puede engañar porque ya no creo en casi nada. Limito al norte con las frías brumas de la incredulidad y al sur con un mar sabio que no entienden los no mediterráneos.
Escribir es, como dijo alguien en cierta ocasión, es meterse en problemas pero, si dejara de hacerlo, mi problema sería vital. Como siempre afirmo; yo estoy por el desarrollo de Málaga pero no estoy contra nadie y, no creo merecer todos esos calificativos pero no puedo hacer otra cosa que ignorarlos porque no hay mejor desprecio que el que no hace aprecio.
De todas formas es muy duro, no ya que el personal no acepte mi pluma afilada, sino que ni siquiera me permitan narrar los éxitos colectivos de mi provincia. Repito, y si tanto les estorba Málaga, con dejarla fuera de Andalucía el asunto está completamente solucionado. Así la taifa del sur podría ser como Cataluña con una única urbe importante. Seamos claros, ni nos quieren ni nos querrán jamás. Éste es un buen momento para el divorcio definitivo. La Junta debería marcarse un Groucho Marx y, si bien nunca olvida una cara, podría hacer con la nuestra una gran excepción. Por mi parte, estoy por la labor de olvidarme de todos y de todo. ¡Collons de Deú!

Sergio Calle Llorens

miércoles, 12 de agosto de 2015

¿ENTREVISTAS IMPERTINENTES?


La entrevista a Mercedes de Pablos, Directora del Centro de Estudios Andaluces, realizada por Carlos Mármol en Sevilla no tiene desperdicio. Una mujer que se define como periodista y que nos dejó varios titulares que no puedo pasar por alto. La primera es que la ínclita señora afirma que la RTVA ni es del gobierno, ni de los trabajadores ni de los sindicatos sino de los andaluces. Y yo con estos pelos y sin enterarme. He de recordarle a la socialista que los medios de comunicación son, o deberían ser, la artillería de la libertad y no un instrumento para gloria de la Garduña del sur que aplica el latrocinio institucionalizado. Los controles a ese ente, mujer horripilante de la pradera, son los mismos que tenía la tele de Goebbels.
 Una segunda perla relacionada con el tema del abyecto Canal Sur es que afirma debe tener una rentabilidad social que, traducido del farfullín de la secta del capullo viene a ser aquello de; vamos a hacer de los andaluces- de España ya está conseguido- los seres más tontos del universo conocido y por conocer. La rentabilidad, por tanto, es que sigan votando a aquellos que les traen la miseria a casa.
La tercera revelación de Doña Mercedes, tras aclararnos que los de izquierda tenían que haber leído y viajado más- tal vez incluso deberían haber encargado algunos cerebros antes de hablar- es que la clase media andaluza ha sido ignorante y el pueblo sabio. En fin, creo que una vez se demuestra que las mujeres en Andalucía que no valen se meten a trabajar como altos cargos de la Junta. Y es que esta señora, o lo que sea, no tiene ni puñetera idea. En Málaga, motor económico de la insufrible taifa, la clase media desde el siglo XIX ha tenido un componente extranjero que ayudó a configurar una burguesía ilustrada y liberal que nada tenía que ver con las de otras provincias. Y si no lo sabe que lea un poquito que tampoco es tan difícil. En realidad, lo que quiere decir esta mujer de vuelos gallináceos es que el pueblo llano es sabio al votar al partido que la elige a ella para seguir haciendo, vaya usted a saber qué. Y la clase media, especialmente la que vive en las zonas costeras pues es inculta por rebelarse contra los robos y el paro que nos trae el gobierno de la Junta. No intenten buscarle ninguna interpretación más sesuda porque no la hay y, si me apuran, ni la habrá.
La cuarta revelación de la charla que me llamó poderosamente la atención fue la que ella, ya te digo, es una mujer prudente y por eso nunca ha dicho en público todo lo que piensa no vaya a ser que termine anunciando del Café Catunambú por informar “erróneamente” de política, como le pasó a la responsable del Centro de Estudios Andaluces.  Algo que ella interpreta, he conocido a crustáceos con más talento, como algo positivo porque "no hay nada como que te castiguen la vanidad pronto".
Finalmente la ex directora de Canal Sur Radio que, dicho sea de paso, fue concejal del Ayuntamiento de Sevilla afirma que si dependiera de ella, la capital de Andalucía estaría en internet. La cosa tiene  su aquel porque creo que lejos de ser positivo, ser capital, al menos en Andalucía, constituye una rémora importante para el avance económico, social y cultural de esa ciudad. Málaga, cuyo único título es el de Capital de la Costa del Sol, es la primera en todos los parámetros habidos y por haber. Y solo pierde en el PIB porque los ingresos de todos los funcionarios de Andalucía compitan en la capital de Andalucía. Así que la capital, por el que aquí suscribe, puede estar en Marte o en Raticulín, pero en Málaga no la quiero ni bendita.
Y si sorprendentes fueron las respuestas de la madrileña, que sí que nació y se crió en la capital del Reino, peor es el título de la sección donde aparece Doña Mercedes; “Entrevistas Impertinentes”. Sí ya se puede ver la sumisión y la dulzura en las preguntas de Carlos Mármol que, visto lo visto, se ha ganado el apelativo del marmolillo. Vaya ni siquiera tuvo a bien alzar una ceja cuando la tipa dijo lo del pueblo andaluz sabio. Yo es que me lo estoy imaginando haciendo la entrevista para cubrir el expediente y correr, dos segundos después, a refugiarse del calor estival no fuera a quebrarse el muchacho. Y en El Mundo Andalucía, imaginen lo que habría ocurrido en el diario El País.  Sencillamente Carlos Mármol se ha cubierto, y no precisamente de gloria, en su nefasto interviú que es digna de un becario triste en trance de parecer tan alegre como un telespectador de la caja tonta andaluza.  

¡Dos entradas para el teatro de la Maestranza  Señor Mármol, paga la Junta!

Sergio Calle Llorens

domingo, 9 de agosto de 2015

EL ENIGMA DE LA MÚSICA


Platón afirmaba que la música no ha sido dada a los hombres por los Dioses simplemente para divertir agradablemente sus sentidos sino para tranquilizar las perturbaciones del alma, y los movimientos tumultuosos que contienen los cuerpos llenos de imperfecciones. San Agustín, por su parte, decía que la música popular de raíz céltica incitaba a la lujuria y al pecado que debemos reglamentar entre los paganos. Unas tonadas que escondían un peligroso misterio lleno de malignidad ya que, según la propia versión del narcisista de su pene, tenía el poder de aniquilar al mundo. Y es que el santo fue un grandísimo “pecador” al que gustaba en sumo grado la coyunda hasta que se volvió impotente y, no pudiendo dar suelta a sus querencias eróticas, decidió perseguir a aquellos que sí podían gozar en el tálamo.
En cualquier caso, la música tiene un poder mágico. Especialmente cuando uno contempla la luna navegando por el mediterráneo envuelta en una bruma dotada de una suspensión esponjosa. La céltica se organizar alrededor de una nota mantenida similar al drone que provoca sonoridades capaces de despertar fuerzas psíquicas y orgánicas. Por ello, los bardos vestidos de azul se colocaban delante de sus tropas para impresionar a sus enemigos puesto que conocían perfectamente el valor y los efectos de los sonidos sobre los individuos. Con sus arpas e instrumentos de viento conseguían infrasonidos que podían provocar violentos temblores. El mismísimo Tácito decía que podían con el canto Bardit hacer temblar como el ejército lo había entonado.  La palabra bardit, según me aclaró una bella irlandesa, significa la trampa del bardo y para llegar a convertirse en uno, el aspirante debía aprender tres melodías básicas;

-          El Suantraidhe que lograba hacer dormir.

-          El Goltraidhe que provocaba el llanto.

-          El Ogham que era el lenguaje secreto de los poetas y cuyo número de letras corresponde al de cuerdas del arpa bárdica, múltiplo pues del número 3 que encontramos en cada momento de la cultura céltica (las leyes morales célticas se llaman triadas, y la jerarquía de los iniciados se compone de otros tres elementos básicos: druida, bardo, ovate. La iniciación cósmica comprende tres círculos.
 
Si consideramos la estructura del alfabeto Ogham y la importancia que tuvo sobre el alfabeto bárdico no es difícil comprender que cada letra comprendía en realidad a sonidos, así las melodías expresaban textos que solamente unos cuantos podían interpretar. Para muchos estudiosos los signos Ogham se encuentran sobre los megalitos que corresponden al material de vibración por excelencia de las antiguas civilizaciones. Vibraciones benéficas o maléficas de las piedras graníticas con el uso vibratorio de la madera (como dentro de una flauta o del arpa) y luego el metal con el uso de la trompeta y fabricación de cuerdas. En el sur de España tenemos una leyenda que afirma que las Princesa Jacinta curó a Felipe V tocando un laúd cuyas cuerdas fueron adaptadas al diabólico violín de Paganini.
La música, queridos amigos, tiene un poder mágico que puede ser benigno o diabólico y, como saben, en la historia tenemos miles de ejemplos que así lo corroboran. Frederik Chopin, cuya música siempre me ha parecido como ese mar inenarrable, aseguraba que veía acercarse fantasmas cuando tocaba en la casa donde residía en Mallorca. Algo que enlazaría con la afirmación de Charles de Shönstein sobre Frank Shubert; “logró captar las ondas desconocidas de la vida de las almas que flotan alrededor nuestro”.  Personalmente, tengo dos ejemplos más que ofrecer que vendrían a corroborar este poder de la música. El primero tiene que ver con la forma en el que mi hermano mayor tocaba la flauta travesera. Y es que tras oírlo, las plantas de casa se suicidaban negándose a aceptar la fotosíntesis. El segundo fue un experimento que realice con dos geranios comprados el mismo día a los que mimé de la misma manera. El primer geranio murió desecado tras ser expuesto a música de sevillanas y el segundo, como ya pueden imaginar, regalé música de Imelda May que la impulsó a tener una larga y prospera vida.  Sean ustedes por tanto cuidadosos a la hora de elegir la banda sonora de sus vidas pues, aunque lo desconozcan, podrían estar cometiendo un acto de suicidio.
¡Cuidado!
Sergio Calle Llorens

sábado, 8 de agosto de 2015

LO DE HIROSHIMA


La historia, además de para ser recordada con objeto de evitar errores pretéritos, está para ser revisada. Y la que nos han contado sobre la II guerra mundial tiene un cierto tufo anglosajón  que nos venden, y muy bien los señores de Hollywood,  y que merecería un estudio exhaustivo.  Ayer mismo quedaba un servidor patidifuso con la cantidad de comentarios equivocados en el aniversario de la bomba atómica sobre Hiroshima, y no les hablo solo de los tarados de twitter, sino de gente con cierta formación.
Es evidente que la gran mayoría de ciudadanos sigue una línea lógica de acontecimientos; Estados Unidos tira la bomba atómica sobre esa ciudad japonesa y, tres  días más tarde otra bomba cae en Nagasaki. Entonces el país del sol naciente comienza a dar signos claros de querer rendirse pero, no lo hace hasta varias semanas después. Sin embargo, la cosa tiene sus matices y atenuantes por lo que usted, querido lector, podrá sacar algunas ideas diferentes de la verdad oficial. Una verdad que incluso es reconocida por el propio Emperador nipón en su alocución de radio a la nación. Todo encaja; los americanos fuerzan la rendición de los “odiados amarillos” gracias a su nueva arma atómica. Y eso no es cierto; Japón se rinde porque los soviéticos entran en el conflicto y eso es definitivo como voy a tratar de exponer a continuación.
Pensemos que los japoneses no se habían rendido porque eran un país ciertamente guerrero y, los militares controlaban bastante a Hirohito, una figura casi sagrada. Pensaban que la rendición era un deshonor y si no me creen, lean cualquier libro escrito por marines norteamericanos que lucharon en la guerra en el pacífico; yo les recomiendo el "Helmet for my pillow" de Robert Leckie. Es cierto que los nipones afrontaban una situación terrorífica con tropas en China que eran incapaces de hacer retornar a Japón porque, no tenían gasolina ni para salir con sus barcos a alta mar. Por otra parte, el país llevaba siendo bombardeado tres semanas antes del lanzamiento de las bombas atómicas con el resultado, lamento que muchos no vayan a las fuentes,  de veintiséis ciudades  bombardeadas y cuatro completamente destruidas. Les hablo de una destrucción del 99 por ciento de urbes.  Pensemos que Toyama fue golpeada por armas convencionales que produjeron más daño que las atómicas y, en ningún caso los japoneses pensaron en la capitulación. Hiroshima recibió menos castigo que Tokio y en términos de porcentaje de metros cuadrados  destruidos ocupa la sexta posición. Para los líderes japoneses la novedad de las bombas atómicas era que nunca se habían utilizada antes pero, nada que no hubieran experimentado en términos de destrucción. El día que los americanos golpearon Hiroshima los japoneses no hicieron nada y solo al día siguiente se enteraron por la alocución de Truman que se trataba, en realidad, de un ataque atómico.  Pensaron convocar al consejo supremo al respecto pero no lo consideraron importante. Y solo dos días tarde se produjo esa reunión.
El 8 de agosto los soviéticos deciden romper la neutralidad e invaden Manchuria con 1,5 millones de hombres y también ponen pie en  algunas islas al norte de Japón. Con una superioridad aplastante, los rusos avanzan y cuando llegan las noticias a la capital nipona, el consejo supremo comienza a debatir, y por primera vez, la posibilidad de rendición.  Dicho de otra manera, los norteamericanos iban a tardar varios meses en invadir Japón y, los soviéticos, en cambio, iban a hacerlo en cuestión de días. Por eso, la rendición vino por el ataque soviético y nunca motivado por las bombas norteamericanas. Además, pocas personas saben que Truman preparaba sustituir a MacArthur para la invasión por un hombre de la marina pues, pensaban, la invasión tardaría en producirse. Para qué cambiarlo si la capitulación era inminente.   Lo más increíble de toda esta historia radica en el hecho de que los japoneses, de haber atacado a Rusia cuando las tropas de Hitler se encontraban a escasos kilómetros de Moscú, el frente ruso se habría derrumbado y los nazis hubieran ganado la guerra en el este. Sin embargo, no lo hicieron y Stalin, que sabía por los servicios de inteligencia de su país que los japoneses no atacarían, pudo desviar las fuerzas necesarias para la defensa de Moscú. Eso supuso el principio del fin para Japón.
Como toda persona que aspire a convertirse en buen profesor, yo les invito a mirar en las fuentes pero no les diré lo que tienen que ver para completar esta tesis sobre la capitulación nipona. Apenas me queda añadir que la verdad, como dijo Sir Walter Raleigh, no es lo que viaja por el mundo sino la opinión.

Sergio Calle Llorens

viernes, 7 de agosto de 2015

CRÍMENES



E
Era una noche de verano templada llena de perfume y de rumores apacibles, y con la luna blanca y serena, en mitad de un cielo azul, luminoso y transparente. La brisa marina suspirando entre las ramas que parecían rezar en voz baja. El problema es que no acertaba a entender el lenguaje de las plantas. Pensaba yo entonces, o eso creo recordar, que el nocturno es mucho más bello en invierno pero claro, con los rigores del clima es difícil detenerse a contemplar la bóveda celestial límpida y extraordinaria. Por eso, y porque pocas veces me pongo en contacto con la burda multitud, siempre prefiero caminar por esos campos de noche y con la única compañía de un perro. El caso es que caminaba de madrugada cuando recordé la historia de un crimen que me contaron hace ya muchos años y que yo relaté, o eso intenté, en mi primera visita al club de misterio al que pertenezco. Los franceses dicen que; “le mauvais goût au crime” y, el personaje de ficción Hercules Poirot afirmaba que the crime is revealing. Revele el mal gusto o no, supongo, depende del criminal o criminales.
Los crímenes de Agatha Christie son todos refinados y el veneno es el ADN de sus novelas. Los de Arthur Conan Doyle son siempre cometidos en medio de una niebla algodonada. Nada de viajes exóticos donde la alta sociedad británica se dedica, tras disfrutar de la cultura local, a asesinarse. Todos con un pasado tan oscuro como el corazón de un racista. Pudiera ser que el clima sea un atenuante o eximente, según se mire, de hecho la luna llena del estío refleja una gran cantidad de asesinatos. Y más con un tórrido calor. Londres parece ser el sitio ideal para los magnicidios y, sin duda, todos recordamos a Jack el destripador haciendo de las suyas por las calles de Whitechapel. Todo gracias a la prensa de aquella época que ayudó en gran medida a encumbrar al hideputa.
Y estando yo contemplando una maravillosa luna de verano recordé que mi señora madre decía que yo tenía dos de las tres facultades necesarias del detective; la facultada de observar y la facultad de deducir. Fallaba, según su propia versión, mi falta de conocimientos sobre el mundo. A su vez, veía  en mí un extraordinario talento para las minucias. Fuera cierto o no, lo único que puedo añadir es que siempre me he sentido muy próximo a Sherlock Holmes pero no por lo que están imaginando, sino porque cuando no tengo una aventura en el horizonte me deprimo considerablemente. El inglés le daba por inyectarse cocaína y yo, ajeno a esas historias peligrosas, me decanto por las olas del mediterráneo para escara de la abominable rutina de la vida a la que aborrezco con todas mis fuerzas.
Han Christian Andersen, que nunca escribió sobre crímenes, afirmaba que la vida en sí es el más maravilloso cuento de hadas. Empero, yo que visité su casa natal y el barrio donde se crió en Odense, siempre pensé que era el perfecto escenario para una excelente historia criminal. Nada de cuentos y, para cuentos extraordinarios los suyos y los de su amigo Dickens. En cualquier caso, dudo que en las noches de tanto calor pueda salir algo bueno y, mucho menos historias que merezcan ser recordadas.  El asunto, en mi opinión, se presenta sencillo, pero bien pudiera sin embargo, ocultar algo más profundo.  El crimen es revelador y a mí, por supuesto, el que me interesa es aquel que se comete con misterio por personajes novelescos. Puerto Hurraco y esas historias de la España negra nunca han despertado en mi persona el más mínimo interés. Por esa aquella noche de verano con aquel satélite iluminado al que los antiguos irlandeses llamaban gealach-resplandor- comencé a leer aquel viejo clásico llamado el perro de los Baskerville donde se mezclan tan bien lo sobrenatural, las leyendas y la ciencia detectivesca. Lectura bajo un cielo cubierto de estrellas y sin darme cuenta me sorprendieron las primeras luces del alba. Solo aquella sirena de un barco me hizo volver a la realidad. Una noche mágica sin duda en la que el único crimen no fue haber entendido los susurros de los árboles de mi bosque secreto.

Sergio Calle Llorens